La fiebre de los cupones y de los outlets se queda en internet en tiempos de crisis

Estos años hemos visto como la fiebre de los cupones y de los outlets iba sumando a más y más ofertas en el mundo web, y parece que se quieren quedar en internet en tiempos de crisis para darnos un respiro, o al menos para permitirnos ciertos caprichos

La verdad es que hace unos años, pocos éramos los que podíamos casi vender nuestra alma por un descuento. Antes casi todos nos permitíamos muchos caprichos, ya fuese en el mundo de la moda, en el mundo del ocio, o incluso en el ámbito tecnológico. Sin embargo, a día de hoy, la situación ha dado un vuelco total y lo que antes era algo habitual se ha convertido en capricho, y los caprichos de otra época son ahora algo que no nos podemos permitir ni en sueños. Y precisamente por ello, la fiebre de los cupones y de los outlets se queda en internet en tiempos de crisis

cupones

Los cupones de descuento han conseguido crear un gran mercado del ahorro en internet

La verdad es que a día de hoy los tenemos en casi toda la red, pensados para casi todo tipo de público y que nos ofrecen un montón de cosas. En los inicios, casi todos ellos optaban por poner el ocio en el primer plano, pero en este momento, además de habitaciones de hotel baratas, o cenas en restaurantes con un descuento de la mitad de precio; se han estrenado páginas en las que encontrar los más nuevos gadgets tecnológicos del mercado a un precio increíble, los productos de belleza o los tratamientos más diversos, o incluso marcas de moda que quieren dar a conocer una determinada prenda o conseguir una mayor notoriedad de un producto concreto.

Y aunque es verdad que para la moda, los cupones de descuento no funcionan mal, si hay algún campo en el que se mueve como pez en el agua son los outlets. Y si en un primer momento los outlets estaban en cualquier centro comercial ahora también los encontramos en internet, bien a través de marcas concretas que deciden deshacerse de su stock de temporadas pasadas como por ejemplo La Redoute o Fifty Factory; o bien a través de ventas privadas, para las que necesitamos un simple registro para acceder a ellas y conseguimos bonificaciones de hasta el 70% sobre las prendas.

Lo que si nos queda claro es que esto, al menos en España va a marcar un nuevo modelo de vida, y aunque la fiebre de los cupones y de los outlets se queda en internet en tiempos de crisis, me da la impresión de aún cuando vuelvan los mejores tiempos, y los expertos dicen que aún nos faltan varios años, los españoles los vamos a afrontar con otra mentalidad. Y no digo que antes derrochásemos, pero quizás hayamos aprendido con todo esto que otro modo de consumo es posible. ¿Ustedes qué opinan?

Imagen | Feli Martínez en Flickr